Vida eco

Guía de 8 pasos para hacer de tu vida más activista (ecológica y sostenible)

Si quieres mantener una buena ecología doméstica, sigue nuestro paso a paso.

Actualizado a

Cuidar la naturaleza y el medio ambiente es responsabilidad de todos. Por eso es necesario que nos concienciemos y pongamos nuestro granito de arena en este menester.

Para ayudar en el cuidado del medioambiente hay múltiples formas de actuar. En tu día a día, los pequeños detalles importan. Por ejemplo, cuando sales de casa, un punto importante es intentar no usar el coche y utilizar más los medios de transporte públicos.

También mantener el civismo en niveles de heroína, como no tirar nada a las calles dando uso al sistema de papeleras; que aunque parezca ridículo parece difícil de entender para algunas cabecitas.

Pero puedes colaborar al cuidado del medioambiente sin salir de tu hogar. Y nosotros te proponemos una guía en 8 pasos para que mantengas una vida más ECO.

1-7
REUTILIZAR LO IMPOSIBLE(1)

1 / 7

REUTILIZAR LO IMPOSIBLE

Antes de convertir algo en basura, ¿seguro que no puede servir para otra cosa? Hablamos de los botes de cristal, de algunas botellas, de algunos cartones. Los papeles para notas, por ejemplo… Si te gustan las plantas, hay mucho material reutilizable para su mundo.

REDUCIR EN COMPRAS(1)

2 / 7

REDUCIR EN COMPRAS

A ti que eres una compradora compulsiva. No decimos que dejes de comprar, pero sí que te sientes y te replantees el grado de necesidad de cada compra. Detrás de cada compra que realizamos hay una cadena de procesos que deja honda huella en el medioambiente.

RECICLAR NO ES TAN COMPLICADO(1)

3 / 7

RECICLAR NO ES TAN COMPLICADO

Las quejas más comunes con el reciclado son el espacio que ocupa y la incomodidad. Yo voy convertir estas dos quejas en un adjetivo definitorio de nuestro comportamiento: perezosos. No tienes que tener contenedores de dimensiones titánicas para el reciclado de cada material, puedes ir bajando cada poco lo que se acumula. Los contenedores del vidrio, el cartón y el plástico, por suerte, los tenemos más cerca de lo que pensamos. En cuanto a la ropa, ya lo sabes: o la vendes por alguna app divertida o la regalas o la donas; pero nunca la tires.  

RECICLA EL ACEITE QUE USES Y NO LO TIRES POR CUALQUIER SITIO(1)

4 / 7

RECICLA EL ACEITE QUE USES Y NO LO TIRES POR CUALQUIER SITIO

Mucho cuidado con tirar el aceite usado por el váter, cada litro de este aceite puede contaminar 1.000 litros de agua. Para evitarlo es bastante sencillo: guárdalo en algún bote o en una garrafa para dilatar más en el tiempo; y llévalo al punto limpio. Mi madre hacía jabón casero con el aceite usado. Es una buena idea también.

EL AGUA NO ES GRATUITA(1)

5 / 7

EL AGUA NO ES GRATUITA

Si tienes plantas y vas a limpiar el piso tenemos la solución a no tirar esa agua que gastas antes de entrar a la ducha. Puedes aprovechar y llenar el cubo de la fregona y llenar la regadera y tarros para tus plantas. Y baño, nunca; siempre ducha y rápida.

APRENDE EL BUEN USO DE LA LUZ HOGAREÑA(1)

6 / 7

APRENDE EL BUEN USO DE LA LUZ HOGAREÑA

Parece una estupidez pero lo que nos decían nuestros padres constantemente es imprescindible para bajar el consumo de electricidad con la luz, así que apaga las luces cuando no estés en una habitación. Claro está, debes prestar atención al tipo de bombilla: en el caso de las bombillas de bajo consumo y los fluorescentes, el momento del encendido es en el que se consume mucha más energía. Cuestiona el tiempo que vas a estar fuera de la habitación si solo son 20 minutos, es mejor dejarla encendida.

EL CONSUMO RESPONSABLE(1)

7 / 7

EL CONSUMO RESPONSABLE

Cuando hablamos de consumo responsable, hablamos de la compra productos ecológicos y locales. Los productos de temporada. Ya te hemos hablado de los locales que los venden y la forma de acercarte a ellos. Si compras en grandes superficies, elige los que lleven menos envases de plástico y con procesos de elaboración menos contaminantes.

Consumo

CONTROLA EL CONSUMO ELÉCTRICO

Es importante saber controlar el consumo de electricidad. Tenemos dentro de nuestras rutinas muchos vicios que debemos controlar. O, al menos, conocer y sacar a la luz. Os dejamos tres ilustraciones

  • Acondicionadores de temperatura

Esto no es algo que no se sepa: tanto la calefacción como el aire acondicionado son muy contaminantes y muy caros. Consumen demasiada energía y te sacan la pela. Por eso, el momento de uso debe dilatarse al máximo, juega con las horas de luz y el aislamiento en puertas y ventanas. No los enciendas a la ligera.

  • Horno

Todavía hay gente que se echa la mano a la cabeza cuando se entera que el horno es uno de los electrodomésticos que más gasta en una casa. Se podría estipular un día de horno a la semana. Y en ese momento de uso, hacer varios platos a la vez. También deberías saber que la acción del horno se dilata una vez conseguidas las calorías necesarias. Apaga antes de terminar y deja que se haga solo con el calor residual.

  • Cargadores y demás electrodomésticos en piloto

ATENCIÓN AL DATO: dejar el cargador del móvil enchufado y el stand-by de los electrodomésticos, puede llegar a suponer el 20% de tu factura eléctrica. Este es un tema del que apenas se habla. Economía doméstica y ecología van de la mano. Y si sales de viaje, lo ideal es desenchufar todo de la corriente.

Te puede interesar:

Estilo de vida medio ambiente y sostenibilidad
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?