Sexualidad

¿Qué es la pansexualidad y cómo saber si tú también lo eres?

¿Es la pansexualidad una alternativa dudosa y ambigua o una elección de autenticidad y valentía? Te contamos en qué consiste e intentamos despejar dudas.

Actualizado a

bandera

Ya sabes que en la redacción de InStyle somos muy fans de Sex Education. No es algo definitorio ni exclusivo, medio mundo está loco con esta serie. Si has visto la segunda entrega de esta atípica, llena de tópicos destopificados, clase de educación sexual; sabrás hacia donde voy.

spoilers

¡¡¡ALERTA!!! ¡PUEDE CONTENER SPOILERS!

En la segunda temporada, una de nuestras protagonistas, Ola, realiza un test para comprobar su orientación sexual. Ella está investigando sobre sus últimas reacciones y sensaciones con una persona de su mismo sexo pero a su vez está con Otis. El resultado del test acaba con una conversación con su amigo Adam, una conversaciónsobre el tema que hoy tenemos entre manos:

  • Ola: Al parecer soy Pansexual.
  • Adam: ¿Qué? ¿Te pone una barra de pan? […]
  • Ola: Pansexual significa que te gusta la persona, no el sexo o el género. Es la conexión que tienes con el ser humano, no con sus genitales.

Encontramos así, dentro de la serie, una definición más que completa y correcta. Pero nosotros, además, hemos hablado con nuestro sexólogo y terapeuta de pareja Raúl Padilla, para que nos aclare algunas dudas sobre un tema que para algunos es ambiguo e inasumible.

Promi

ESTO NO TIENE QUE VER CON LA PROMISCUIDAD

Según nuestro experto la pansexualidad “es la atracción física, mental y sexual por otras personas independientemente de su género, sexo u orientación”. Y hace especial hincapié en un tema espinoso, la crítica más dura que tiene este tipo de orientación: “no tiene que ver con la promiscuidad”, sentencia.

"Es la libertad interna de reconocer y sentir atracción por el alma, independientemente del cuerpo que lleve puesto"

Por eso Padilla insiste en dejar claro que tiene más que ver con “la visión de la sexualidad más allá de los límites marcados por la sociedad al considerarla binaria, hetero, homo o bisexual. Y entendiéndola como un continuo a lo largo del cual nos encontramos con personas simplemente sexuales”.

Así que atiende bien a estas palabras. Ya tienes despejadas aquí un par de dudas.

De dónde

DE DÓNDE VIENE ESTO QUE SUENA RELATIVAMENTE NUEVO

Pues verás, este sería nuestro estado primigenio. De nacimiento todas las personas somos pansexuales, pero es “nuestro entorno lo que nos troquela para ‘elegir’ cómo vivir nuestra sexualidad dentro de las alternativas permitidas”, asegura Padilla.

En realidad es como si tuviéramos la libertad de elegir dónde comer, entre McDonald’s o Burger King. ¿Por qué tenemos que perdernos el resto de posibilidades?

“La pansexualidad no contempla esas limitaciones, esos filtros, y se queda en tomar el objeto que le es apetecible sin valorar lo aceptable o lo no aceptable que pueda ser”, comenta Padilla. Una elección de valientes.

La sexualidad se vive y se siente, se es y se practica, va con la persona desde que nace hasta que muere, pero se moldea en nuestro entorno. Y a ver esto como lo explicas en esta sociedad heteropatriarcal en la que vivimos. “Hoy somos Carlossexuales, pero mañana seremos Anasexuales o Félixsexuales... Es la libertad interna de reconocer y sentir atracción por el alma, independientemente del cuerpo que lleve puesto, lo que nos convierte en pansexuales”.

≠

PANSEXUAL ≠ BISEXUAL

Esta orientación se atribuye a hombres y mujeres por igual pero Padilla hace un apunte: “socialmente el varón está condicionado a buscar más relaciones sexuales sin vinculación emocional, algo que propicia encuentros para reducir el deseo sin necesidad de conocer a la otra persona. Pero la mujer no tiene este sesgo social y sigue manteniendo la emocionalidad como un valor deseable, lo que facilita que pueda ser más pansexual que el hombre”.

Las mujeres tienden a tener la mente más abierta en relación con la sexualidad, aunque también sienten el peso de la sociedad y probablemente en muchos de los casos no lleguen a realizarse a sí mismas sexualmente.

Y la duda internacional con este tema llega de la mano de la confusión entre bisexualidad y pansexualidad. Hagamos una diferenciación clara.

La bisexualidad es la orientación sexual que tiene como objeto tanto a las personas de su mismo género como a las del género opuesto, es sentirse a gusto en la sexualidad binaria y practicarla completamente.

Sin embargo, la pansexualidad va más allá y no entiende de géneros ni de orientaciones. “Mientras no todos los bisexuales podrían ser pansexuales, los pansexuales son bisexuales y mucho más”, explica Padilla.

Esperemos que te haya sido de ayuda. A nosotros nos queda del todo claro. Si es esto lo que sientes, te animamos a ser valiente y vivir tu vida desde la pansexualidad más plena.

Te puede interesar:

pareja Amor
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?