Sexualidad

¿Por qué no tengo orgasmos? Qué es la anorgasmia y por qué se da

La anorgasmia es la incapacidad para tener orgasmos. Preguntamos a un experto acerca de este fenómeno, que es mucho más corriente de lo que imaginas.

Actualizado a

"La anorgasmia es la incapacidad para alcanzar el clímax. Aunque normalmente suele ir asociada a una respuesta sexual inadecuada en el deseo, en la excitación o en la meseta, la anorgasmia se puede presentar aunque no haya ninguna alteración de las fases anteriores a la respuesta sexual".

Esto es lo que nos cuenta Raúl Padilla, sexólogo y terapeuta de parejas, cuando le preguntamos sobre este fenómeno. Y apunta directamente a que esto ocurre, sobre todo, cuando “empieza a considerarse el orgasmo como un objetivo que la persona debe cumplir. Se deja de disfrutar para tener placer y se empieza a trabajar para tener un orgasmo, lo que le aleja aún más de este”.

anorgasmia-pareja-sexo-3

LOS DIFERENTES TIPOS QUE HAY

Según la clasificación tradicional se puede hablar de dos:

  • Anorgasmia primaria. Esta es cuando en ningún momento de la vida se ha tenido un orgasmo.
  • Anorgasmia secundaria. Esta viene a ser cuando se disfrutaba de orgasmos hasta que a partir de un momento determinado dejaron de producirse.

"En las mujeres es muy habitual la anorgasmia selectiva a la penetración, es decir, se suele producir una dificultad muy grande a la hora de poder llegar al orgasmo exclusivamente con la penetración vaginal"

Pero existe otra clasificación a tener en cuenta:

  • Anorgasmia global. Que es cuando no aparece en ninguna situación sexual y con ninguna práctica.
  • Anorgasmia selectiva. Que no se produce en algunas situaciones o con algunas personas, pero con otras sí.

Y nosotras, a sabiendas de que es un problema global, queríamos saber cuál es la anorgasmia más común en las mujeres. Padilla nos comenta que “en las mujeres es muy habitual la anorgasmia selectiva a la penetración, es decir, se suele producir una dificultad muy grande a la hora de poder llegar al orgasmo exclusivamente con la penetración vaginal sin una estimulación clitoriana simultánea”.

Y es que hay muchas formas de disfrutar de un orgasmo más allá de la penetración.

anorgasmia-pareja-sexo-2

PREVENIR ANTES DE CURAR

Si estás leyendo este artículo y sientes que podrías padecer anorgasmia, te damos las claves para determinar si puedes estar sufriendo anorgasmia o no realmente.

"El sexo debería ser placentero y egoísta para las dos partes"

Los síntomas de la anorgasmia son el mantenimiento de un nivel de excitación alto pero que “no llega al punto de hacer perder el control a la persona y abandonarse al clímax, con lo que se produce una situación de frustración y de sensación de que ‘está tardando mucho’, lo que saca de clave sexual a la persona y pone fin al placer”, explica Padilla.

Luego, enfrentándonos a las diferentes tipos de anorgasmia, encontramos que en la anorgasmia selectiva a la penetración, la causa fundamental es fisiológica. “Si tenemos en cuenta la fisiología de la vulva podemos darnos cuenta de que el órgano más erógeno de la mujer está alejado varios centímetros del punto donde se produce la penetración. Cuando una mujer empieza a descubrir su sexualidad suele ser acariciándose externamente y no con la introducción de dedos u otros objetos, lo que condiciona el placer más a una estimulación externa que interna”, explica Padilla.

Por eso, una vez que una mujer decide compartir su sexualidad con un hombre, “la diferencia fisiológica que coloca el glande masculino en el centro del placer hace que, necesariamente, la estimulación de éste sea mayor que el de la mujer, con lo que es más que probable que él llegue al orgasmo antes que ella, lo que no favorece que pueda descubrir el placer vaginal hasta una edad mucho más avanzada y con una práctica que incluya el interior vaginal en su masturbación”, apunta Padilla.

"La capacidad de elegir si orgasmar o no, amplía la libertad sexual y es una experiencia que vale la pena probar aunque sólo sea una vez en la vida”

anorgasmia-pareja-sexo-1

CONSEJOS DE UN EXPERTO

El sexo debería ser placentero y egoísta para las dos partes. Una relación sexual satisfactoria no necesariamente debería terminar en orgasmo si la persona no lo considera necesario, “aunque la capacidad de elegir si orgasmar o no amplía la libertad sexual y es una experiencia que vale la pena probar aunque sólo sea una vez en la vida”, invita Padilla.

Si el orgasmo se resiste incluso en solitario “sería recomendable acudir a un especialista en terapia sexual. El camino suele pasar por el autodescubrimiento y por el análisis de las barreras que se están produciendo entre el placer y el abandono, y para eso la presencia de una ayuda que aborde el problema desde una esfera biológica que contemple la educación sexual y el descubrimiento del cuerpo y de los procesos que llevan y que alejan del orgasmo”, asegura Padilla.

Es necesaria una esfera psicológica para valorar “las telarañas emocionales que pueden estar obstaculizando el abandono”. Y también desde “una esfera social que aborde la dinámica que se produce cuando la persona comparte su intimidad con la otra en pareja, puede ser de gran importancia”.

No dudes en ponerte en contacto con un especialista si este es tu caso.

Te puede interesar:

pareja salud lifestyle
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?