Proyecto fallido

Kim Cattrall dijo NO a 'Sexo en Nueva York 3' por esta (comprensible) razón

La actriz que interpretaba a la 'sexy' Samantha rechazó participar en la película debido a un mal guion que incluía una relación demasiado vulgar con un niño de 14 años.

Actualizado el

Parece que por fin sabemos la razón por la cual Kim Cattrall no quiso participar en la nueva película de Sexo en Nueva York.

Si bien la actriz de 52 años ya había contado que dejaría de interpretar a Samantha Jones en la franquicia, eso no impidió que se reuniera con el equipo de la nueva película de Sexo en Nueva York. Y no, su decisión de no participar en la película no se debe sólo a su mala relación con las compañeras ni a la disparidad salarial.

Según cuenta la web E!News, la decisión de Cattrall de retirarse de esta película se ha debido a un mal guion.

Sexo en Nueva York
MARCEL THOMAS/GETTY IMAGES

"Kim nunca ha querido hacer esta película", confesó una fuente a E!News. "Ha sido una combinación entre el sueldo y una mala historia para Samantha".

La trama tenía que ser bastante mala para que Kim rechazara el papel. Aparentemente la historia de Samantha en la película iba a girar en torno a su relación con Brady, el hijo de 14 años de edad de Miranda. Espeluznante, ¿no? Bueno, pues la historia se pone peor. "Al principio de la película, Samantha pilla a Brady masturbándose. Y luego el joven acaba enviándole fotos de su pene erecto a Samantha".

Sexo en Nueva York
©NEW LINE CINEMA/COURTESY EVERETT COLLECTION La estilista Patricia Field usó más de 300 conjuntos en el salto de  Sexo en Nueva York de la pantalla pequeña a la pantalla grande. Según comenta la estilista, se mantuvo alejada de las tendencias para inspirarse en los looks de Sarah Jessica Parker, Kim Cattrall, Cynthia Nixon y Kristin Davis. Patricia Field intentó fijarse en los iconos de estilo de cada personaje. El vestuario de Kim Cattral, Samantha Jones en la película,  se inspiró en Dynasty, personificado en la sexy y blanca pieza de una pieza que lleva en México.   

Sabiendo cuál sería la trama de Samantha en esta tercera entrega, no nos extraña la decisión de la actriz. Su personaje se merecía algo mejor.

Esta noticia llega después de que James Andrew Miller, el presentador del postcast Origins, revelara que la película iba a comenzar con la muerte de Mr. Big por ataque cardiaco, dejando que la historia se centrara en el luto de Carrie Bradshaw, interpretada por Sarah Jessica Parker.

Miller también reveló que a Kim Cattrall le molestaba que la película se centrara más "en como Carrie se recupera de la muerte de Mr. Big que en la relación de las cuatro amigas".

¿Conclusión? Mejor quedarnos con el buen sabor de boca de las últimas entregas que acabar haciendo el ridículo con una historia tan tonta, ¿no?

Te puede interesar:

Películas Actrices Hollywood series

Celebrities

Loading...