Visto en redes

Blake Lively incluye a sus hijos en su entrenamiento postparto

La actriz aprovecha cualquier momento para hacer los ejercicios que le devuelvan su esbelta figura, lo que incluye cargar con sus hijos como si fueran pesas.

Actualizado a

blake-lively

Actualizado a

Para una mamá multitarea como Blake Lively (y, seamos sinceras, como cualquiera de nosotras), el deporte tiene un hueco fundamental en nuestro día a día, aunque no siempre puede calificarse de rutinario... Y es que en el caso de la estrella de Gossip Girlentrenar no tiene por qué involucrar pesa alguna. ¿Te imaginas por qué?

Según le hemos cazado en una entrevista con Vanity Fair, Blake procura levantarse de madrugada, a las 5 de la mañana, para sacar tiempo en su apretada agenda y poder hacer ejercicio. Todo normal, hasta que ha agregado que ese entrenamiento incluye a sus hijas, a las que usa como pesas improvisadas porque se agarran a su cuerpo como pequeñas y encantadoras lapas.

"En un día normal de rodaje, me suelo despertar a las 5 a.m., pero sobre todo porque quiero hacer de mamá con mis hijas. Desayunar con ellas, pasar el rato, entrenar con ellas...", comentó. "Porque paso de levantarme antes [para hacer deporte], tengo que dormir un poco... ¡No soy Dwayne The Rock Johnson!", concluía, en referencia al forzudo actor norteamericano.

blake lively hijos

En la entrevista, la actriz se explayaba sobre esa rutina deportiva, con la que muchas madres podemos sentirnos completamente identificadas: "Se puede decir que me levantaba y empezaba a hacer ejercicio con mis hijas... Las usaba como pesas, lo confieso: en lugar de ir al gimnasio me aprovechaba de ellas", comentó entre risas.

No sería exacto hablar de que Blake levanta a sus hijas como si fueran mancuernas, o que se haga la forzuda con ellas. Pero lo que está claro es que sí son su motivación para ponerse en forma, lo quiera o no.

La actriz seguía con sus confesiones sobre la agotadora vida de la madre moderna contando cómo sus hijos también habían tomado el control de su vida nocturna, lo que le había llevado en más de una ocasión a dormirse exhausta en la cama de las pequeñas.

"La verdad es que mis hijos nunca se van a dormir, no sé qué vamos a hacer", se lamentaba. "Me pasaba mucho que los arrastraba hasta eso que es como un parque para bebés, y les cantaba una nana, ¡aunque la que acababa dormida allí casi todas la noches era yo!".

Te puede interesar:

Madres

Celebrities

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?