Dolce & Gabbana, Fall 2018 Ready-To-Wear

La excéntrica casa de modas italiana que triunfa cada vez que desfila, lo ha vuelto a hacer.

Actualizado el

1-15
Dolce & Gabbana, Otoño 2018

1 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

2 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

3 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

4 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

5 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

6 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

7 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

8 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

9 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

10 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

11 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

12 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

13 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

14 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

15 / 15

Dolce & Gabbana, Otoño 2018

Y llegó la hora, este viernes 25 de febrero Milán abría paso a la nueva y excéntrica propuesta de Dolce & Gabbana, durante la semana de la moda italiana. Podíamos esperarnos casi todo, menos esto. La firma que Domenico y Stefano nos han hecho adorar desde sus inicios, ha vuelto a dejarnos atónitos.

Parece ser que, según la firma, el otoño que viene pinta colorido, divertido y locamente llamativo. En una colección en el que los colores han sido los protagonistas, también han dejado sitio para los mensajes, visibles en todo tipo de prendas y complementos: Fashion devotion, royal love o fashion is beautiful son algunas de las citas que D&G ha querido dejar claras hoy. También los accesorios han cobrado gran importancia, materializados en diademas con forma de cebra, gafas con mensaje, gorros tipo grunge y bolsos, muchos bolsos. En este caso, la tecnología ha sido la gran aliada del desfile, siendo multitud de drones los encargados de desfilar con los nuevos bolsos de la firma.

No hemos podido evitar caer rendidas ante las bombers bordadas, los total looks amarillos (medias incluidas), la iconografía religiosa inspirada en el renacimiento italiano y también ante sus ya típicas alusiones a la realeza, con coronas y joyas del todo ostentosas. Tampoco podía faltar el guiño a España, con un voluminoso vestido rojo muy parecido a los populares de nuestro país.

En términos de belleza, la firma también se ha mantenido fiel a sus gustos: la estética pin up que predican normalmente, con delineado negro y labios rojos y poderosos.

Podríamos seguir describiendo todos y cada uno de los detalles de una colección (casi) sin precedentes, pero cuando un acontecimiento así se convierte en uno de los espectáculos más bonitos y dignos de ver de la semana, las imágenes hablan por sí solas.

Te puede interesar:

Milan Fashion Week Moda otoño-invierno 2018/19
Loading...