La boda de Meghan Markle y el príncipe Harry no será como la de Kate y William. ¡Te contamos por qué!

Estas son las siete diferencias entre las bodas de ambas parejas... ¿se les hace de menos a los futuros esposos?

Actualizado el

meghanmarkle

Actualizado el

No todas las bodas reales se parecen, como los fans de la familia Windsor han aprendido a lo largo de los años. La reina Isabel II y el príncipe Felipe hicieron de su enlace un momento de alegría y esperanza durante el triste periodo posterior a la Segunda Guerra Mundial. El gran día de la princesa Diana y el príncipe Carlos fue considerado como "la boda del siglo". Y la boda de Kate Middleton y el Príncipe Guillermo marcó un antes y un después en cuanto a nupcias reales.

Entonces, ¿qué podemos esperar del gran día del príncipe Harry y Meghan Markle? Resulta que su boda se parecerá, como corresponde por edad, a la del príncipe William y Kate Middleton, pero con algunas distinciones importantes.

"Una boda es una boda, sea usted el futuro emperador de Bohemia o tenga un trabajo limpiando la chimenea de alguien en el norte de Inglaterra", explicaba el experto en Casa Real Alastair Bruce en exclusiva para InStyle. "No hay grandes tradiciones [reales] más allá de las bodas tradicionales. La familia real no tiene nada particularmente especial, excepto que cuando firman el registro hay dos libros: uno es el requerido por la ley, y el otro es el registro de la familia real. Bueno, eso es todo, realmente".

Pero además de que Markle se convierta en "su alteza real princesa Harry de Gales" (no en la "princesa Meghan", como algunos habían pensado), hay algunas cosas que serán diferentes para ella y el príncipe, comparando con William y Kate.

Antes de la boda oficial, que tendrá lugar el 19 de mayo, ¡te contamos cuáles son las diferencias!

meghanmarkle
GETTY IMAGES

1. LA BODA NO TENDRÁ LUGAR EN LONDRES

En noviembre, se anunció que la boda de Harry y Meghan sucedería en la Capilla de San Jorge ubicada en el Castillo de Windsor, a unas 20 millas al oeste de Londres.

"Windsor es un lugar muy especial para el príncipe Harry, y él y la señorita Markle han pasado tiempo allí regularmente durante el último año y medio", anunció el Palacio de Kensington en un comunicado. El castillo es también una residencia oficial de la abuela de Harry, la reina Isabel.


Al igual que la reina Isabel y el príncipe Felipe, Guillermo y Kate se casaron en la abadía de Westminster, mientras que el príncipe Carlos y la princesa Diana dieron el 'sí, quiero' en la catedral de San Pablo.

Pero la boda del Príncipe Harry y Markle no será la primera boda real en la Capilla de San Jorge. A finales de los 90, el tío de Harry, el príncipe Eduardo, se casó con Sophie Rhys-Jones allí, y el padre de Harry, el príncipe Carlos y Camilla Parker-Bowles celebraron una bendición religiosa allí en 2005, según NBC News. La prima de Harry, la princesa Eugenie, también se casará allí más tarde en 2018.

2. NO SERÁ FIESTA NACIONAL

Esta es una gran diferencia entre las dos bodas reales porque significa que los ciudadanos británicos no tendrán automáticamente el día libre en el trabajo. La primera ministra británica, Theresa May, comunicó esta noticia el día en que la pareja anunció su compromiso.

meghanmarkle
Handout/Getty Images

3. LOS PADRES DE MARKLE NO PAGARÁN EL CONVITE

Los padres de Middleton aportaron con una parte de dinero para su boda con el príncipe William, al igual que el príncipe Carlos y la Reina Isabel. Pero el Palacio de Kensington dijo que la familia real pagaría todo el importe de la boda de Harry y Meghan en 2018, a pesar de que CNN informó de que normalmente la familia de la novia se hacer cargo de esa partida.

4. LA IGLESIA EN LA QUE SE CASARÁN ES MUCHO MÁS PEQUEÑA

La sede de la boda de William y Kate, Westminster Abbey, tiene capacidad para 2.000 personas. La Capilla de San Jorge en el Castillo de Windsor, donde se casarán Harry y Meghan, cuenta con una capacidad máxima de 800 personas.

5. NO HABRÁ UN BESO ICÓNICO EN EL BALCÓN

Esta circunstancia se debe principalmente a la ubicación. El Castillo de Windsor está a 45 minutos del Palacio de Buckingham, donde William y Kate se besaron enfrente de todo el mundo en la tradicional salida al balcón.

kate
Mark Cuthbert/Getty Images


6. MEGHAN Y HARRY NO APOSTARÁN POR EL PASTEL TRADICIONAL

¡Sin vainilla! La pareja quiere un pastel de bodas de plátano (nada tradicional), lo que representa un cambio significativo respecto a la tradición. Los pasteles de boda británicos normalmente tienen un piso superior de bizcocho de frutas, con la idea de que se pueda guardar y servir en el bautizo del primer hijo de la pareja sin estropearse.

Curiosamente, William y Kate tampoco apostaron por el tradicional pastel de bodas británico, al elegir una tarta de ocho pisos sin ese añadido de frutas. También sirvieron un pastel de galletas de chocolate para el novio.

7. NO HABRÁ PASEÍLLO EN COCHE POR LONDRES

Según la revista People, no habrá una procesión en Londres durante esta boda real debido a la logística que exige. Ya veremos si la reemplazarán con otro gran espectáculo en su lugar.

Te puede interesar:

Bodas pareja Celebrities Boda príncipe Harry y Meghan Markle

Celebrities

Loading...