BLOG

CONOCIENDO A ALMUDENA, por Almudena Lapique

POR Almudena Lapique

Fiesta en Galicia

#PullandBearHouse

La firma celebra su 25 aniversario

Actualizado el

¡Sigo impresionada por la celebración de los 25 años de Pull&Bear! Os voy a contar cómo fue la visita a la sede de esta firma que abrió por primera las puertas de sus oficinas. Se trata de un edificio ecoeficiente, algo que me parece que dará que hablar. Tanto o más que la apertura de su primera tienda, “For and From”, un proyecto solidario con una plantilla compuesta por discapacitados. Me emociono pensando que al entrar en una de mis tiendas favoritas me atenderán con tanto mimo y cariño como el que ellos demuestran en su trabajo diario.

Pero paso a relataros cómo fue la jornada. Empecé yendo a mi peluquería de siempre y mi favorita: Alberto Cerdán. Ya estaba esperándome Juan a las 9:30, una hora en la que lo que más te apetece es que te laven el pelo para hacer magia con mi cabello. Os diré que tengo el pelo fino y que Juan me lo tiene que trabajar bastante.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

Después me fui al Hotel Suecia, desde donde salíamos hacia el aeropuerto para coger un avión con otros invitados de Pull and Bear.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse
Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

Conocer a todos los llamados “influencers” me pareció extraordinario. Había personas de todos los países el mundo; cada uno tenía un estilo diferente. Cuando te ibas presentando te iban preguntando por tu Instagram para ir viendo cómo eran tus fotos y comentarlas contigo.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

Era muy divertido, porque todos los pasajeros íbamos arreglados para la fiesta. Cada uno tenía un estilo distinto, por ejemplo, una de las chicas llevaba una cazadora amarilla llena de dibujos de las chuches M&M'S.

Cuando llegamos al festival, que era en el jardín de la oficina de la marca, nos quedamos todos alucinados de lo grande y lo bonita que es, ¡espectacular!

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

Al entrar había un “skate park” donde estaba la gente patinando. A medida que ibas avanzando, veías dos carpas impresionantes, distintos camiones de comida y ¡la música a todo meter!

¡A partir de ese momento todo fue un caos! Te ibas encontrando a gente conocida, prensa y todos los empleados de Pull and Bear. Una de las cosas que más me hacían ilusión de este festival era conocer a uno de mis instagramers favoritos, Jay Alvarez. Iba preguntado a todo le mundo que si de verdad iba a venir y miraba por todos lados a ver si le veía. Cuando dijeron que había llegado, salí corriendo sin mirar atrás y me fui a hacerme una foto con él.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

A mí no me gusta mucho pedir fotos a los famosos porque me muero de vergüenza, pero en este caso casi me da un ataque al corazón. Más adelante, me fui a la carpa donde tocaba el grupo Dorian, autores de una mis canciones favoritas, Tormenta de Arena. Y con el cesped lleno de confeti, me puse a bailar como una loca.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

Otra de las cosas que más me impresionó eran los camareros; no entendía por qué eran todos tan guapos ¡nunca había visto nada igual! Por fin alguien me contó que eran todos modelos y que les habían traído desde Amsterdam solo para el evento. Cuando vi que la barra donde servían estaba vacía me fui a hablar con ellos, y les pedí que si me podía hacer una foto con ellos.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

¡Estaba en mi salsa!

Ya habiendo conocido a uno de mis ídolos y habiéndome hecho la foto con los modelos me pedí algo de beber y me fui a hablar con todos los invitados.

Estuve un rato charlando con Maxi Iglesias y en el photocall coincidí con Úrsula Corberó, tan simpática y guapa como siempre. También estaba Chino Darin y conocí a Roberto Merhi, piloto de Fórmula 1.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

Entre todo el follón, no pude evitar sacar la payasa que llevo dentro y me tuve que hacer una foto con uno de mis emoticonos favoritos.

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse

A medida que se iba haciendo de noche, la fiesta mejoraba, porque ya nos conocíamos entre todos. Desgraciadamente, a las 10 ya salían los buses hacia el aeropuerto para irnos de vuelta a Madrid. Si os digo la verdad, me hubiese quedado muchas más horas, pero no podía perder el avión… ¡Me fui sabiendo que he vivido una experiencia increíble llena de caras conocidas y de nuevos amigos!

Conociendo a Almudena: #PullandBearHouse
Loading...