BLOG

Más que Yoga

POR Carla Sánchez

refréscate

Batidos de frutas: recetas para el verano

Zumos y batidos son un comodín excelente durante los meses de calor. En una sola fórmula puedes concentrar gran variedad de ingredientes

Actualizado el

Los batidos y los zumos pueden cubrir comidas como el desayuno, o la merienda proporcionando a tu cuerpo buenos nutrientes y mucha energía.

Batido para verano

El mejor momento para tomar frutas es el desayuno o entre horas, hasta media tarde, nunca por la noche y a ser posible frutas bajas en azúcares. ¿Por qué? Son alimentos que nos brindan muchísima energía debido a la gran cantidad de fructosa que poseen, por lo tanto, esa energía debe ser bien gestionada para que no se acumule en forma de grasa ni desequilibre el páncreas. Además, la fruta aislada de otro tipo de productos se digiere mucho mejor.

Mete en tu cesta de la compra una piña madura (compruébalo oliéndola, si no tiene aroma coge otra), hazte con una cajita de arándanos, yogur ecológico, y si te gusta que tenga sabor ácido puedes optar por el kéfir; añade canela en polvo.

Si no tomas lácteos, o tienes intolerancia a la lactosa, puedes hacerlo con yogur de leche de coco, o alguna leche de cereales como la de avena, o la de arroz; quedará menos espeso pero delicioso.

Ponlo todo en la batidora en las cantidades que te gusten, depende de si quieres un resultado muy espeso, te va más la piña, o quieres un batido de color violeta intenso, ¡experimenta! Una vez servido tómalo de inmediato. Hacer zumos o batidos y guardarlos en la nevera no es una buena costumbre, pierden muy rápidamente sus propiedades debido a la rápida oxidación de los ingredientes frescos y por lo tanto toda su intención. Si te gustan bien fríos añade un poco de hielo, o guarda los ingredientes previamente en la nevera por unas horas.

¿Qué nos aporta esta receta?

- Piña: mucha fibra, una enzima llamada Bromelina, que facilita enormemente la digestión, mejora la circulación sanguínea y actúa como antiinflamatorio natural.

Batidos para verano

- Arándanos: el ácido hipúrico le concede propiedades antibacterianas, contiene altas dosis de antioxidantes y mejora el funcionamiento del aparato urinario.

- Miel: su conjunto de enzimas y minerales posibilitan una mejor utilización de los azúcares en el cuerpo. Tiene propiedades antibacterianas y antiinflamatorias.

- Canela: esta especia se obtiene de la corteza baja de un árbol, abre el apetito, mejora la digestión y ayuda a mantener en forma el aparato circulatorio.

- Yogur: la fermentación que lo caracteriza lo convierte en un producto más amable que la leche a la hora de digerirlo; algunas personas intolerantes a la lactosa pueden consumir yogur. Ayuda al mantenimiento óptimo de la flora intestinal.

Rico y súper sano ¡hazte un batido ahora mismo!

Te puede interesar:

Vida sana Verano cuerpo recetas de cocina salud Alimentación Alimentos sanos nutrición
Loading...