Alerta, tendencia
CONTENIDO PATROCINADO

Belleza trucos de belleza

Por qué un limpiador de lengua ha hecho que nos olvidemos del resto de rutinas ‘detox’

Entre otros beneficios que te descubrimos aquí, este gesto de salud procedente de la medicina ayurvédica sirve para eliminar toxinas y prevenir el mal aliento.

Limpiador de lengua
Cosmic Dealer

Un limpiador de lengua puede cambiarte la vida. ¿Por qué? Porque este ritual de hace miles de años es el mejor detox que le puedes hacer a tu cuerpo nada más levantarte. “Elimina el mal olor, el mal sabor... y al quitar la suciedad que cubre la lengua, los dientes y la boca se disfruta inmediatamente”. El enunciado se encuentra inscrito en el Charaka Samhita, uno de los primeros textos médicos ayurvédicos (data del siglo II), y habla de rasparse la lengua, un gesto que más allá de las dos pasadas que se le da con el cepillo de dientes pocas personas incluyen en sus cuidados. ¿Que cómo lo hemos descubierto? En uno de los múltiples envíos a prensa que contenía una caja de lo más cool, con la imagen de una sirena limpiándose la lengua en la cubierta y arriba, escrito en grande a modo de leyenda, “A tongue cleaner changed my life”. Dentro había una pequeña bolsa de tela con una herramienta de cobre en forma de “U” (habíamos visto limpiadores linguales de farmacia pero no algo así). Para indagar más sobre sus beneficios hablamos con una experta en ayurveda y una dentista y esto es lo que nos han contado.

Limpiador de lengua
Cosmic Dealer

“El raspador de lengua es una pieza de metal delgada y plana que se dobla en forma de “U” para eliminar bacterias, restos de comida y células muertas de la superficie de la lengua”, cuenta Hanna Azirar, fundadora de la plataforma de belleza orgánica Kônse Beauty. 

La lengua: un espejo del cuerpo

“Esta simple práctica es una forma directa de acabar con la toxicidad del organismo, ya que raspar la lengua diariamente elimina cualquier acumulación que si no se trata puede provocar mal aliento y una cantidad significativa de bacterias”, explica Hanna Azirar, fundadora de Konse Beauty, una e-commerce de belleza orgánica, natural y sostenible nacida de su fascinación por la medicina ayurvédica. El recubrimiento blanco con el que nos encontramos por las mañanas –explica esta experta– puede ser resultado de una alimentación inadecuada, una mala digestión o un reflejo de un desequilibrio en alguna parte del aparato digestivo: “La lengua es un espejo de los órganos del cuerpo y, por lo tanto, una mirada diaria antes del raspado nos puede dar una idea de nuestro estado general de salud. Sabemos que hay más de 600 especies de microbios en la boca, incluidas bacterias, hongos y más. Algunos son útiles y otros pueden causar enfermedades. Por ello es necesario cuidar la higiene oral, para prevenir un desequilibrio de estas bacterias que cause inflamación o enfermedades a largo plazo”.

Ayuda a controlar el consumo de sal

El ritual de rasparse la lengua a diario se traduce en diversos beneficios, según enumera Hanna Azirar: “Impacta en la composición del microbioma y lo mejora, favorece la digestión al aumentar el sentido del gusto y limpia el cuerpo, ya que elimina toxinas y bacterias de la cavidad bucal. Además, existen estudios clínicos que demuestran que la limpieza de la lengua aumenta la intensidad percibida del sabor a sal, por lo que podría ayudar a reducir el uso excesivo de este condimento en los alimentos. En definitiva, se cree que este ritual puede mejorar la capacidad para saborear la comida, haciéndola más satisfactoria”.

Por su parte, la doctora Paloma González, especialista en Cirugía Oral, Implantología y Periodoncia en la clínica Chamberí Dental, incide en que hay que entender la boca como un conjunto formado por dientes, encías, lengua y tejidos blandos. “Muchas personas padecen halitosis (mal aliento) y esto en la mayoría de los casos se debe a una higiene deficiente. No tiene por qué ser por un mal cepillado; muchas veces se produce por la ausencia de limpieza en la lengua, un medio muy favorable para que aniden bacterias y gérmenes que se adhieren junto con los restos de comida en descomposición, generando compuestos que producen mal olor”, subraya la experta.

Así debes utilizarlo

Su momento es por las mañanas. Y tiene todo el sentido: “Debido a la inactividad durante la noche (no masticamos, no comemos, no hablamos), la saliva se deposita durante más tiempo en nuestra boca y se espesa, por lo que las bacterias se acumulan en mayor medida. Por eso por las mañanas el aliento huele más fuerte”, aclara la experta.

Limpiador de lengua
Cosmic Dealer

A Tongue Cleaner Changed My life se encuentra a la venta en Kônse Beauty y All Yours.

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?