Cáncer de mama

Qué ayuda a prevenir el cáncer de mama (y cómo cuidar la piel cuando se tiene)

La prevención es la gran baza para adelantarse al cáncer de mama. Pero una vez diagnosticado, el cuidado de la piel sometida al tratamiento oncológico puede ser fundamental en la ayuda a superar esta enfermedad.

Actualizado a

Los días mundiales suceden cada año. Pero en el caso del dedicado al cáncer de mama, la periodicidad debería ser mensual. Ese es el lapso de tiempo recomendado entre cada autoexploración de los pechos. Pero, ¿cuándo hacerla? Elige un día una semana después de la menstruación, y en su ausencia, un día fijo al mes.

El objetivo es que si detectas algún cambio, vayas inmediatamente a tu médico especialista, porque el diagnóstico precoz es el mejor salvavidas contra el tumor más frecuente en mujeres occidentales. Mira estas ilustraciones para saber cuál es la mejor forma de hacerlo.

Autoexamen-mamario-uno

Y luego...

Autoexamen-mamario-2

Estas ilustraciones y recomendaciones básicas, realizadas aquí por Germaine de Capuccini, es uno de los granitos de arena de la marca cosmética en la lucha contra el cáncer de mama. Pero cuando se ha detectado la anomalía, y en su caso se diagnostica la enfermedad, hay un aspecto que parece olvidarse y que la firma española ayuda a poner de relevancia: la salud de la piel sometida al tratamiento oncológico.

Como subrayan desde la firma española, esto repercute positivamente en la autoestima y estado de ánimo de las pacientes, "haciendo que su forma de verse, relacionarse con los demás y su actitud ante la enfermedad mejoren".

Cómo cuidar la piel ante un cáncer de mama

Cuando se detecta esta enfermedad en una paciente, cambia radicalmente su vida y la de las personas que le rodean. Sometidas a los tratamientos de quimioterapia y radioterapia, ven su piel afectada a nivel estético, una circunstancia ante la que existe un gran vacío clínico. Se puede acudir al centro de estética para realizar una preparación previa de la piel con el fin de reducir esos efectos secundarios cutáneos, que van desde la sensibilidad a la radiación solar, la sequedad extrema, la aparición de hiperpigmentacione, irritación y prurito, o la coloración cetrina.

Desde Germaine de Capuccini, han realizado una pequeña guía de cuidados estéticos para antes y durante el tratamiento, que puede ayudar a hacer la vida de la paciente menos penosa durante ese trance.

pecho-crema-piel-cancer-mama

Cuidado de la piel antes del tratamiento oncológico:

¿Qué hacer?

  • Tratamientos hidratantes, nutritivos y oxigenantes.
  • Nutrir e hidratar profundamente las uñas.
  • Realizar micropigmentación, siempre como mínimo un mes antes del comienzo del tratamiento.

¿Qué NO hacer?

  • Usar esponjas que dañen la piel o exfoliaciones agresivas.
  • Realizar baños de sol.

Cuidados estéticos durante el tratamiento:

¿Qué hacer?

  • Es conveniente realizar un análisis de la piel.
  • Trabajar siempre bajo las directrices del oncólogo.
  • Tratar la piel del rostro con productos específicos hidratantes.
  • Usar Factor de Protección Solar elevado.
  • Mantener hidratada las uñas y que estas estén siempre cortas.
  • Hidratar y nutrir profundamente la piel del cuerpo.
  • Limpieza del rostro en casa imprescindible dos veces al día.

¿Qué NO hacer?

  • Tratamientos corporales o masajes, sólo previa la autorización del oncólogo.
  • Usar cremas despigmentantes o perfumes directos sobre la piel.
  • Exfoliaciones agresivas o limpiezas de cutis profundas.
  • Drenaje linfático (salvo en caso de linfedema y con la autorización del oncólogo).
  • Cortar cutículas, usar uñas postizas, maquillar las uñas (salvo en el caso de esmaltes específicos).
  • Autobronceador, micropigmentaciones, tatuajes.
  • Maquillar pestañas o utilizar pestañas postizas
  • Realizar tratamientos 24 horas antes de la radioterapia (absorción) y de la quimioterapia (reactividad cruzada).

Te puede interesar:

Cáncer de mama salud
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?