Beauty tips

Los 10 errores que más cometemos en nuestra rutina facial de belleza

No desmaquillarnos correctamente y todos los días, no hidratar la piel lo suficiente, saltarnos el paso de la protección solar, hacer una exfoliación habitual y agresiva... Estos son solo algunos de los errores más habituales que se cometen en las rutinas de belleza facial.

Actualizado a

Errores en la rutina facial de belleza

Tic-tac, tic-tac. Son las ocho y media de la mañana de un día de abril, el sol entra impertinente a través de las cortinas de la habitación (alguien olvidó cerrar las persianas), las sábanas blancas de algodón, como de costumbre, están enmarañadas al final de la cama. Huele a café, pan tostado y naranjas. Es hora de levantarse. 

Tras unos minutos al pie de la cama, moviendo los dedos y decidiendo si estamos todavía dormidos o no, nos dirigimos al cuarto de baño. Los pies descalzos se topan con un frío suelo de mármol, por suerte es un día cálido de primavera. Nos recogemos el pelo y nos ponemos una diadema cuyo tejido se asemeja al de una toalla fina. Lavamos nuestras manos cuidadosamente y empieza la rutina

Primero, limpiamos nuestro rostro delicadamente con un limpiador facial sin perfume ni jabón (aquí tenemos los mejores que puedes encontrar en farmacia), retiramos con agua tibia y secamos a toquecitos con una toalla pequeña de algodón. Nos miramos al espejo y observamos que el reflejo ya tiene los ojos abiertos y que el sueño desaparece con rapidez.

Miramos a la derecha del mueble, donde colocamos los productos de belleza que usamos a diario, alargamos el brazo y cogemos el sérum de vitamina C, está casi acabado pero unas gotitas deberían bastar. Después llega el turno del contorno de ojos, imprescindible para evitar esas primeras líneas de expresión. Todo lo aplicamos a toques con las yemas de los dedos y alrededor de los ojos usamos el anular.

La ventana del baño está abierta, hay más silencio que de costumbre y se escucha la canción de unos jilgueros. Tras unos segundos de distracción seguimos con la crema hidratante, la cual aplicamos por todo el rostro de forma generosa. Por último, nos ponemos bálsamo labial

Al lado de todos estos productos que acabamos de utilizar también hay un desmaquillante que usamos por las noches con discos reutilizables, un aceite facial que en ocasiones nos aplicamos después de la hidratante, una esencia concentrada o tónico y un exfoliante que utilizamos una vez cada quince días. 

Tras quitarnos la diadema y soltarnos el pelo, recordamos todas esas cosas que hacíamos mal en nuestra rutina de belleza años atrás: no desmaquillarnos, hacerlo mal o con toallitas, exfoliar en exceso, no hidratar la piel lo suficiente...

De repente nos llaman por nuestro nombre desde la cocina, salimos de la ensoñación y bajamos las escaleras con cuidado. Repasaremos los errores del pasado durante el desayuno.

Aquí están.
 

1-10
desmaquillantes

1 / 10

No desmaquillarnos siempre o no hacerlo correctamente

Este es uno de los errores más comunes: no desmaquillarse siempre, no hacerlo correctamente o usar toallitas. Las tres cosas son bastante perjudiciales para la piel, ya que tanto no desmaquillándonos como haciéndolo mal dejamos restos de producto en la piel y esta no puede respirar. Tendríamos la piel sucia independientemente de las cremas que aplicáramos después. 

Estos son algunos desmaquillantes que funcionan muy bien (de izquierda a derecha): Super desmaquillante de ojos waterproof (9,95€) de Sephora, Agua Micelar Ultra para pieles reactivas (7,25€) de La Roche PosayDesmaquillante Tonic Express (29,95€) de ClarinsLyslait Desmaquillante con Lirio Blanco (94,95€) de SisleySuperfood Cleanser (9,95€) de Youth to the PeopleBálsamo desmaquillador (74,95€) de Eve Lom

HELLO-BAMBOO-Discos-desmaquillantes-reutilizables-1

2 / 10

Usar toallitas desmaquillantes para retirar el maquillaje

Pueden ser la forma más rápida de quitar el maquillaje pero las toallitas, en su mayoría, son bastante agresivas y suelen llevar en sus componentes un alto grado de alcohol o perfume. Además, la forma de limpiar de las toallitas, arrastrando el producto, daña muchísimo nuestra piel. Lo mejor es utilizar discos desmaquillantes reutilizables o, si no tenemos, discos de algodón. Estos están hechos de bambú y algodón, son discos 100% naturales, respetuosos con el medio ambiente y reutilizables. Una vez utilizados solo hay que lavar, secar y reutilizar. (Precio: 17,99€/10 unidades). 

COMPRAR

limpiadores

3 / 10

No usar un limpiador facial tanto por la mañana como por la noche

Puede parecer que no pero después de una noche de sueño, al despertarnos por la mañana nuestra piel puede tener impurezas o suciedad. Por eso es importante lavar el rostro por la mañana igual que por la noche. Puede utilizarse un producto delicado, nada abrasivo, que no contenga jabones y preferiblemente tampoco perfumes, que cuide de nuestra piel y la mantenga hidratada. También es importante usar este limpiador después del desmaquillante, ya que solo con este último no es suficiente. 

Estos son algunos que limpian la piel sin dañarla o secarla (de izquierda a derecha): Loción limpiadora (13,95€) de Cetaphil, Calendula Deep Cleansing Foaming Face Wash (10€) de Kiehl's, Instant Foaming Cleanser Mousse Nettoyante (26€) de Matriskin Espuma Limpiadora Fleur de Vigne (7,70€) de Caudalie

toallas copia

4 / 10

Secarnos la piel con tejidos poco delicados o de forma agresiva

Al secarnos la piel con una toalla poco delicada o sucia, estamos dañando nuestra piel. Al igual que si hacemos movimientos muy agresivos y nos restregamos con la toalla de forma poco cuidadosa. Hay que tener en cuenta lo delicada que es la piel, lo mejor es secarnos el rostro con una toalla limpia de algodón y a toques. Estas son de Pestle & Mortar, están elaboradas con algodón puro y tienen doble función, aun así cualquier toalla pequeña de algodón puede valer. (Precio: 15,45€)

COMPRAR

aceites

5 / 10

Aplicar un aceite facial antes de la crema hidratante

Aplicar un aceite facial en la piel antes de la crema hidratante es un error, al ser un líquido puede parecer lo más lógico pero creará una capa en la piel y la hidratante no podrá actuar ni penetrar en ella. Si queremos aplicar este producto lo mejor es hacerlo como último paso en nuestra rutina de belleza. 

Estos son algunos aceites faciales recomendados (de izquierda a derecha): Virgin Marula Luxury Facial Oil (39€) de Drunk ElephantMiracle Facial Oil (105,45€) de OmoroviczaC.E.O. Glow (43,95€) de Sunday RileyOrganic Beauty Facial Oil (34,99€) de Honest BeautyNoni Glow Face Oil (67,99€) de Kora Organics

hidratantes

6 / 10

No aplicar una crema hidratante o hacerlo en poca cantidad

Puede que al tener un piel grasa o acneica, nos de miedo aplicar una hidratante pensando que solo nos aportará grasa y agravará nuestro problema de granitos. Pero la realidad es muy diferente, es el no aplicar un producto hidratante (formulado para nuestro tipo de piel) lo que nos produce problemas, acné, exceso de grasa, eczemas, etc. Tener una piel hidratada es imprescindible para tenerla sana. Aun así, si vemos que nuestra piel no está bien, ya sea por cualquiera de las cuestiones ya nombradas, lo más recomendable es hablar con un dermatólogo antes de usar cualquier producto por nuestra cuenta. 

Estas son algunos productos hidratantes que funcionan bien (de izquierda a derecha): La Solution 10 (76€) de Chanel, C+C Vitamin Cream (84,90€) de Natura BisséHydrating B5 (52,90€) de Skinceuticals y Hydro Boost (13,85€) de Neutrogena

contornos de ojos

7 / 10

Saltarnos el paso del contorno de ojos

Es importante, si queremos prevenir las líneas de expresión o mitigar las arrugas, utilizar el contorno de ojos diariamente. Lo recomendable es usarlo tanto por la noche como por la mañana y elegir un producto con propiedades de acuerdo a nuestras necesidades. Es una zona muy sensible y delicada por lo que no debemos utilizar la misma crema facial que aplicamos en el resto de la cara. 

Estos son algunos productos para el contorno de ojos que funcionan bien (de izquierda a derecha): Moisturizing Eye Bomb (38,95€) de BelifEye Sleeping Mask (31,95€) de LaneigeA.G.E Eye Complex (69,45€) de SkinceuticalsMagic Eye Rescue (55,55€) de Charlotte Tilbury. 

cremas solares

8 / 10

No usar crema solar diariamente (haga sol o esté nublado)

Ya sea porque vamos a estar un rato al sol en la terraza o jardín de casa o porque vayamos a salir a la calle (ya esté el cielo despejado o nublado) debemos utilizar crema con protección solar. Ahora que conocemos los efectos perjudiciales de estar al sol sin protección debemos cuidar adecuadamente nuestra piel. Por ello es importante que nos apliquemos diariamente una crema solar de 50 que puede llevar color o no. Además, evitarás el temido envejecimiento prematuro de la piel, nadie quiere tener 25 y aparentar 35. (Estar como un conguito o Cheeto ya no se lleva)

Estas son algunas cremas solares con protección 50 recomendadas (de izquierda a derecha): The broad spectrum (80,95€) de La Mer, Emulsión solar (11,79€) de AvèneProtector Solar Mineral Fluido (25,95€) de Clinique, Urban Environment (27,70€) de Shiseido Fusion Water SPF50 (18,39€) de ISDIN

exfoliantes

9 / 10

Exfoliaciones muy continuas o agresivas con la piel

La exfoliación de la piel es algo beneficioso pero se vuelve lo contrario cuando lo hacemos con demasiada asiduidad o de forma muy agresiva con productos que no son los adecuados. Lo mejor es hacerlo una vez cada dos semanas y de forma delicada para que nuestra piel no sufra ni se produzcan arañazos o pequeñas heridas en la cara que a simple vista no son visibles. Exfoliarse todos los días es un error al igual que usar productos con polvo de nuez o este tipo de ingredientes que pueden resultar agresivos y perjudiciales. Además, si tenemos la piel sensible, con problemas de acné, rosácea o eczemas lo mejor es ponerse en manos de un profesional antes de probar cualquier tratamiento en casa. 

Estos son algunos productos exfoliantes recomendados (de izquierda a derecha): Lactic Acid 10% + Ha (6,79€) de The Ordinary, Poudre Exfoliante Eclat Ultra fine (39,95€) de Dior, Crema Exfoliante Desincrustante (21€) de CaudalieScrub & Mask (43,95€) de FilorgaExfoliante Inmaculado Reina Blanca (30€) de L'Occitane

beldon beauty

10 / 10

Quitar puntos negros, tocar granitos y no ponernos en manos de los expertos

Cuando se trata de la piel lo mejor es no arriesgar demasiado, si nos tocamos la piel, intentamos quitarnos puntos negros o granitos, lo más probable es que acabemos dañando la piel y dejando marcas que luego son muy difíciles de quitar. Cuando queramos hacernos una limpieza facial, tratar nuestras imperfecciones o hacernos un tratamiento personalizado más profesional, lo mejor es acudir a un centro de belleza para que te atienda y aconseje un experto. Este tipo de cosas es recomendable no hacerlas en casa por nuestra cuenta. 

Una vez pase este situación que estamos viviendo, en Beldon Beauty (imagen) pueden hacerte un tratamiento y seguimiento personalizados. Otros centros recomendados son Tacha, Carmen Navarro, Maribel Yébenes o Clinique Française. 

Te puede interesar:

cosmética tratamientos de belleza Cremas cremas hidratantes consejos trucos de belleza Desmaquillante Ojos piel rostro
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de InStyle?