10 maletas top para Semana Santa

Para escaparte donde quieras.

1 / 13
Gilda Ambrosio

1 / 13

Gilda Ambrosio

118 kilos. Este fue el peso de las maletas de la it girl Gilda Ambrosio para su viaje a París.

@gildaambrosio
El rey de las maletas

2 / 13

El rey de las maletas

De Eastpak (200 €).

Para trotamundos

3 / 13

Para trotamundos

De Globe-Trotter (1.175 €).

Chiara Ferragni

4 / 13

Chiara Ferragni

Chiara Ferragni también posó con sus maletas en el aeropuerto con destino a Milán.

@chiaraferragni
Tu lado animal

5 / 13

Tu lado animal

De Gucci (2.290 €).

'Baby blue'

6 / 13

'Baby blue'

De Raden (310 €). A la venta en Net-A-Porter.

Chiara

7 / 13

Chiara

La chica de moda por excelencia siempre va a la última en todo: ropa, complementos ¡e incluso maletas!

Un clásico

8 / 13

Un clásico

De Louis Vuitton (c.p.v.).

Metalizada

9 / 13

Metalizada

De Tumi (865 €). A la venta en Net-A-Porter.

Para ir ligero

10 / 13

Para ir ligero

De Roncato (106 €). A la venta en El Corte Inglés.

En dorado

11 / 13

En dorado

De Rimowa (859 €). A la venta en El Corte Inglés.

Entre osos

12 / 13

Entre osos

De TOUS (279 €).

El toque tropical

13 / 13

El toque tropical

De Parfois (59,99 €).

| Actualizado a

Las vacaciones de Semana Santa están a la vuelta de la esquina y son muchos los que no han podido resistirse a hacer una escapada. Como ya os contábamos en nuestro artículo de looks para estas fechas, no todos somos iguales ni tenemos el mismo estilo. Y, además, los destinos y los días libres para viajar también son muy diferentes. Esto condiciona nuestros estilismos pero también un elemento clave a la hora de viajar: la maleta. Parece algo banal y por eso cuando viajamos la mayoría no lo piensan demasiado y compra la primera maleta que les entre por los ojos –y por el bolsillo–, lo cual es un error. Está bien que nos decantemos por una maleta que visual y estéticamente nos guste, pero no es lo único en lo que debemos fijarnos. La funcionalidad es clave. Debemos pensar en nuestra escapada más próxima pero también en cómo suelen ser los viajes que hacemos. Por ejemplo, si suelen ser en avión y de tan solo un par de días, quizás lo más correcto sea tamaño cabina para no tener que facturar. Sin embargo, si sueles viajar en coche –y tu maletero te lo permite– puedes optar por una más grande.

Otros elementos a tener en cuenta son el número de ruedas y la dureza de la maleta en sí. El primero suele ser un tema de gustos aunque también de comodidad. El segundo en cambio es más importante. Si eres de las que llena la maleta hasta que parece que se va a romper la cremallera es mejor una blanda porque da más de sí. No obstante, si eres capaz de controlar el espacio la dura es más funcional y el espacio se reparte mejor.

Si ya tienes claro todas estas características, ahora solo te queda elegir maleta para tus vacaciones de Semana Santa. ¡Entra en nuestra galería!

Loading...