Marta Hazas nos descubre Santander

La actriz, que acaba de estrenar su última obra de tetaro '5 y... ¡acción!', nos descubre rincones inéditos (y muy personales) de su ciudad natal. ¿Lista para un recorrido cántabro guiado por una lugareña de lujo?

Marta Hazas

La actriz cántabra está de enhorabuena: el 2016 ha sido un año lleno de éxitos, tanto profesionales como personales. Además de casarse (con Javier Veiga, también actor), triunfa en la pequeña pantalla con la serie Velvet y estrena comedia en el teatro, 5 y...Acción! (hasta el 15 de enero en el Teatro Victoria), que promete risas durante los 90 minutos que tiene de duración.

Aprovechamos el pistoletazo de salida de este nuevo proyecto para preguntarle por un lugar al que, sean tiempos o buenos, siempre vuelve: Santander, ciudad que le vio crecer.

Marta hazas playa

1. - Un lugar favorito de la infancia.
Me encantaba ir a la caseta de mi abuelo –donde vendían helados, chucherías...–, debajo de la playa de la Magdalena. Era muy divertido porque te sentías que eras la dueña de la playa. Vivía el día jugando, y cuando me aburría volvía a la caseta y me ponía una Coca-Cola. Mi abuela venía al medio día para comer juntos, hacías siempre muchos amigos en la playa… En fin, ¡buenísimos recuerdos!

2. - Tu playa favorita.
Justo la de enfrente, la de Somo. Es muy grande: si te apetece mar con olas te bañas en un lado, si te apetece más calma vas al otro… Y me encanta el chiringuito que hay (risas). Además, mi casa está cerquísima, así que solo tengo que subirme en un barquito y llego a la playa... Para mí eso son vacaciones. ¡Un lujo!

3. - Una recomendación para dormir.
Si vas con amigos, yo me iría a la zona de Potes y de Liébanas –pequeños pueblos cerca de la capital–, donde hay casas rurales maravillosas para compartir en grupo, en plan cabañitas. Si prefieres ir a la ciudad, el Hotel Real, super vintage, siempre puede ser buena idea si quieres darte un lujo, tiene spa...

4. - ¿Una comida de chicas... dónde?
El Magnolia (calle Tetuán, 21) es una nueva apertura, sirven comida muy casera, y su decoración es monísima, con una terraza en un patio interior fabulosa. Puedes elegir desde hamburguesas espectaculares, hasta las albóndigas de la abuela o filetes rusos, buen pescado, ensaladas muy ricas, las típicas rabas de Santander... Y hay vinos a buen precio.

5. - Y siguiendo con la 'gastro', ¿qué tapa o producto típico no te puedes perder?
Las rabas de bogavante del restaurante Gele (c/ Eduardo Benot, 4) son el mejor aperitivo. ¡Espectaculares!

6. - Dime el plan más romántico de Santander.
Puedes ir a ver una obra de teatro, una ópera o ballet en el Palacio de Festivales de Cantabria y luego ir a cenar marisco exquisito a La Bombi. ¿Que tienes ganas de más? Acaba bailando en el Marisquina.

7. - Y un lugar... ¿para acabar bailando descalzos?
¡El Little Bobby (c/ Sol, 20) es muy divertido!

8. ¿Y para recuperarte? Un sitio muy 'beauty'?
Yowe es un sitio ideal para darte un masaje; si vas con la cara cansada te dan una hidratación ultra que sales ahí relajadísima... Lo recomiendo 100%.

9. - Una tienda en la que siempre encuentras 'cucadas'.
Los zapatos de Lucio Herrezuelo. Se trata de una tienda de toda la vida, y la hija, Beda Herrezuelo, le ha dado un giro y tiene unos zapatos, unos bolsos y unas cazadoras de piel espectaulares.

10. - Y para acabar, ¿ese lugar tan especial para escapar?
Una ruta muy divertida es caminar del centro de la ciudad al faro: ahí sí que hay unas puestas de sol preciosas, vas viendo el mar, los acantilados… Un escenario idóneo si lo que quieres es que se te aclaren las ideas. Lo que más recomiendo, de todas formas, es coger ese barquito y perderte por Somo o El Puntal…

Marta Hazas

Loading...