Dulceida ZANJA las críticas con tres historias en Instagram

La 'influencer' ha puesto punto y final a un aluvión de comentarios negativos que sus 'haters' han publicado en las redes sociales con motivo de su último viaje

Actualizado el

1-5
Dulceida . Caso cerrado

1 / 5

Caso cerrado

Aida Domenech ha puesto punto y final al sinfín de comentarios negativos que se han publicado a través de distintas plataformas sociales con motivo de su polémico viaje a África. Ahora, por medio de Instagram Stories, la influencer se ha hecho eco de su opinión y ha cerrado un asunto del que promete no volver a hablar. La bloguera da el asunto por zanjado y lo hace con estas palabras. 

El punto y final de la 'influencer'

2 / 5

El punto y final de la 'influencer'

Por medio de estas tres historias de Instagram, Dulceida hacía referencia a las críticas recibidas y desmentía ciertas cosas con severidad y contundencia. "Mi intención no ha sido la de hacer daño", confirmaba. "Estamos haciendo un safari turístico por África (...) una experiencia maravillosa que volvería a repetir", agrega. "No juzguéis sin conocer y sin ver más allá de lo que muestra una imagen", solicitaba. Y explicaba que borró la imagen que encendió la llama de la polémica, aquella en la que se encontraba tomándose un baño en Cape Town, en el momento en el que se enteró del tremendo problema de sequía que la ciudad atraviesa. En la última parte del mensaje la influencer dedica unas cálidas palabras a aquellos que "solo han visto un gesto de amor" en sus fotografías y asegura que esa era sin ir más lejos su intención. 

@dulceida
El inicio de la polémica

3 / 5

El inicio de la polémica

Aida Domenech y su mujer, Alba Paul se han marchado a hacer un safari a Ciudad del Cabo con el fin de promocionar unas becas para aprender inglés en el extranjero. Como era de esperar, han narrado su estancia en el continente africano cada día a través de Instagram pero no todas las reacciones a sus publicaciones han sido positivas. La polémica estalló cuando Aida publicó una fotografía en la que Alba se estaba dando un baño. Los haters las juzgaron porque actualmente en Cape Town el uso del agua ha restringido porque la ciudad atraviesa una enorme sequía. Pero esto fue solo la punta del iceberg y, como comentábamos más arriba, Aida borró inmediatamente la fotografía. 

@dulceida
Con mucho amor

4 / 5

Con mucho amor

Con la única intención de demostrar la ternura que le suscitó la petición de estos niños, que le pidieron probarse sus gafas de sol, la influencer publicó en sus historias de Instagram esta fotografía. Los 'haters' actuaron de nuevo tildando de superficial su actitud y alegando a que lo único que la también imagen de marca perseguía era el lucro por medio de las imágenes que compartía.

@dulceida
Sus primeras reacciones

5 / 5

Sus primeras reacciones

Ante los hechos anteriores, Dulceida hizo uso de Twitter para describir, como se muestra en la imagen, su opinión punto por punto. Pero aquello no fue suficiente y hoy ha hablado de nuevo. 

@dulceida

Ser influencer no es tarea sencilla porque tantos son los halagos y regalos como los disgustos y las cíticas con los que uno tiene que aprender a lidiar. En esta última tarea está entrenada de sobra Dulceida, que tiene ya más de dos millones de seguidores en Instagram y que ha sabido contestar con contundencia a todos aquellos que han criticado su actitud "superficial" con motivo de su último viaje a la ciudad africana de Cape Town.

Toda crisis de comunicación requiere una respuesta. Una premisa marketiniana que solo algunos aplican con éxito. Una de esas personas es Aida Domenech, que opta siempre por no quedarse callada y sostiene, unas veces con más fundamento que otras, sus opiniones y justificaciones.

La joven no esconde sus pensamientos y lidera el movimiento de las mujeres reales que a través de las redes sociales optan siempre por decir lo que tienen en mente. Prueba de ello fue aquel vídeo protagonizado por diferentes personalidades famosas que hacían ver cuáles eran físicamente sus mejores virtudes y sus (también mejores, por qué no) defectos.

Sean o no éticas las conductas que la influencer haya llevado a cabo durante el safari que ha hecho en compañía de su esposa, lo que sí se desprende de su actitud es firmeza. Haters y seguidores mantienen viva la llama de la polémica, sin embargo la bloguera ha decidido no volver a pronunciarse respecto a este tema y da el tema por zanjado. Sin embargo, no nos cabe la menor duda de que tarde o temprano será otro asunto el que la lleve a tener que, inevitablemente, reaccionar de nuevo.

Te puede interesar:

Instagram

Celebrities

Loading...