Mantente 'fit' frente al ordenador

Con estos cinco gestos (muy fáciles de llevar a cabo) conseguirás estar en forma mientras le das a la tecla.

ordenador

Si tienes suerte, seguro que pasas un tercio del día sentada en tu escritorio; si no, lo más probable es que el tiempo se incremente, pudiendo llegar hasta las 10 o incluso 12 horas de trabajo. Esto, aparte de provocarte cansancio, se traduce en tu cuerpo en forma de mala circulación, celulitis y un culo que comienza a crecer de forma desmesurada. Así que ha llegado el momento de plantarle cara a tu vida sedentaria, adquiriendo unos sencillos hábitos que te harán estar a tono mientras trabajas sentada:

  1. Cambia tu silla por un fitball. Los beneficios de sentarte sobre esta pelota pueden ser innumerables: los movimientos involuntarios que haces para mantener el equilibrio sobre ella mejoran tu postura y refuerzan tu tono muscular; además, tus abdominales también estarán constantemente activos sin que apenas lo notes y con este gesto podrás perder hasta 350 calorías. Además, ¿sabias que también es capaz de mejorar tu circulación a pesar de estar sentada?
  2. Sustituye el reposapiés por un pedaleador. ¿Por qué no aprovechar el tiempo que pasas sentada para mover un poquito las piernas? En el mercado existen tanto pedaleardores como miniaparatos que emulan el movimiento que haces mientras subes escaleras. Su precio no es muy elevado y ocupan el mismo espacio que cualquier reposapiés; sin embargo, harán que tus piernas estés activas, evitando así la pesadez y la retención de líquidos.
  3. Planifica tus comidas. Elige un día de la semana para bajar a la compra y adquirir todo lo necesario para tus menús semanales. Hazte un planning y así evitarás tener que bajar al bar grasiento que hay al lado de la oficina, comer platos precocinados (no son nada saludables porque tiene muchísimo azúcar y conservantes) o tener que comprarte un sandwich. Y, si eres demasiado perezosa o no te gusta mucho cocinar, en Bio Menú te llevan menús ecológicos, actos para celiacos o para personas con alguna intolerancia, todos los días a tu trabajo por 12 €.
  4. Esquiva la máquina llevando snacks saludables. Para evitar picar entre horas, lo mejor es tener a mano snacks saludables como fruta deshidratada o frutos secos. Puedes guardarlos en un bote y añadir un puñadito al yogur. Ten también alguna fruta fresca cerca y unas tostas de pan sarraceno, que las puedes comer con un par de lonchas de pavo.
  5. Mantén la celulitis a raya. El agua es el mejor aliado para depurar el organismo, por eso es necesario ingerir entre dos y dos litros y medio de ella al día. Ten una botella en tu mesa y dale un sorbo siempre que te sea posible; aunque también puedes beber té blanco, rojo o verde o alguna infusión diurética (todo mejor que cualquier zumo envasado o bebida gaseosa). Además, utilizar algún cosmético anticelucítio también ayuda. Spray & Go, de Somatoline (36,90 €), es muy cómodo, ya que basta con rociarlo sobre la piel, que se absorbe rápidamente.
Loading...