Los 10 trucos y productos imprescindibles para la piel grasa

Descubre la rutina de belleza para este tipo de piel. Los mejores cuidados y consejos adaptados a sus necesidades.

Actualizado el

1-10
Bioderma Sébium H2O, (12 euros). Agua micelar Sébium H2O, de Bioderma (12 euros)

1 / 10

Agua micelar Sébium H2O, de Bioderma (12 euros)

BB Cream Reguladora Matificante Piel Acneica, de Be+  (14 euros)

2 / 10

BB Cream Reguladora Matificante Piel Acneica, de Be+ (14 euros)

Corrector 'Professional Makeup Green', de NYX, (5,90 euros). Corrector 'Professional Makeup Green', de NYX (5,90 euros)

3 / 10

Corrector 'Professional Makeup Green', de NYX (5,90 euros)

Fluido de protección solar 'Sunlaude Mate', de Cumlaude (10 euros)

4 / 10

Fluido de protección solar 'Sunlaude Mate', de Cumlaude (10 euros)

Hydro Boost Gel de Agua, de Neutrogena (14 euros).

5 / 10

Hydro Boost Gel de Agua, de Neutrogena (14 euros).

Exfoliante Suave Purificante, de Avene (11,45 euros)

6 / 10

Exfoliante Suave Purificante, de Avene (11,45 euros)

Mascarilla limpieza profunda arcilla verde, de Apivita (9,55 euros).

7 / 10

Mascarilla limpieza profunda arcilla verde, de Apivita (9,55 euros).

Papelillos absorbentes de brillo facial, de Mary Kay (11 euros).

8 / 10

Papelillos absorbentes de brillo facial, de Mary Kay (11 euros).

Effaclar Serum, de La Roche-Posay (25,40 euros).

9 / 10

Effaclar Serum, de La Roche-Posay (25,40 euros).

Gel antiimperfecciones de te verde, de The Body Shop (8 euros).. Gel antiimperfecciones de té verde, de The Body Shop (8 euros).

10 / 10

Gel antiimperfecciones de té verde, de The Body Shop (8 euros).

El rostro requiere cuidados y productos específicos para su correcto tratamiento en función de cada tipo de piel. Una piel grasa (con tendencia o no al acné) deberá no solo regular ese exceso de sebo, quizá la superficie del cuidado facial donde muchos se quedan, sino ir más allá con consejos y tratamientos para una piel sana y luminosa. Así repasamos diez cuidados y diez productos para la batalla contra el cutis graso. Descubre una rutina de belleza (completa y específica) para este tipo de piel.

La limpieza es la base de una piel saludable (y que envejecerá mejor). Una correcta higiene del rostro incluye eliminar, además del maquillaje, las impurezas y todo rastro de suciedad del día a día. Las fórmulas seborreguladoras controlarán además el exceso de grasa.

Una correcta hidratación debe ser otro de los pilares en el cuidado del rostro. Una piel con tendencia a la grasa y al acné no tiene por qué ser una piel hidratada correctamente. Las células del cutis requieren agua y nutrición para su regeneración. Por ello, las cremas y fórmulas hidratantes sin alcohol y de textura ligera con base acuosa serán ideales.

Durante la batalla contra el exceso de grasa se puede cometer el error de usar productos demasiado agresivos o irritantes para la exfoliación, creyendo que así se eliminará el sebo y los granitos. Sin embargo, el proceso será el contrario. Al eliminar de forma agresiva la barrera grasa del piel (al igual que ocurre en el cuero cabelludo) el cuerpo producirá aún más grasa. Por ello siempre serán más apropiados los productos con ingredientes controladores de la grasa pero no muy abrasivos, como microesferas o peeling químicos. Descubre aquí qué exfoliante necesita tu tipo de piel.

Si se produce una espinilla o grano puntual, existen productos anti inflamación que acudirán al rescate, la mayoría con aplicadores en roll on, para eliminarlo lo antes posible. Siempre es más recomendable actuar de forma localizada que aplicar productos secantes por todo el rostro.

Respecto al maquillaje destacar que este es un arte y como tal, funcionan las leyes cromáticas. Así, los correctores en color verde, que se deben aplicar antes del corrector normal y la base, neutralizan el tono rojo de los granitos y espinillas, haciendo que pasen aún más desapercibidos. Para maquillar todo el rostro, las BB Creams y bases ligeras son la elección perfecta. Si bien existe maquillaje con formulación e ingredientes ideales para la piel grasa, lo ideal es apostar por productos que no sean muy cubrientes a diario. Por mucho que se busque tapar la piel tras una máscara de producto solo se logrará taponar los poros y ensuciar el rostro. Las prebases y fórmulas con siliconas, mejor para días puntuales.

Los papelitos absorbentes, sencillos y low cost, son la solución perfecta para retocar el maquillaje cuando comiencen a aparecer los brillos. Ligeros toques en las zonas a tratar son más que suficiente para volver a disfrutar de un maquillaje unificado durante varias horas más. Es importante no frotar o mover, solo se correría la base de maquillaje.

La protección solar nunca se debe olvidar. existen fórmulas adecuadas para la piel grasa, que no provocan sensación de pesadez. Además a pesar de la creencia popular sobre el poder secante del sol para los granitos, sin la correcta protección puede producir manchas y oscurecer las señales del acné.

Una vez a la semana (se puede espaciar hasta los quince días) es recomendable limpiar en profundidad la piel y absorber el exceso de grasa con tratamientos más específicos, como las mascarillas purificantes. La arcilla será el ingrediente clave para las pieles grasas. Sus propiedades antiinflamatorias, limpiadoras, calmante y antiséptica.

La hidratación extra que necesite la piel se puede encontrar en sérums (con ácido citrico, por ejemplo) con gran poder regenerador. Se encuentran ya en el mercado productos adaptados a las necesidades de la piel grasa con fórmulas de sérum. Además, si bien es cierto que los aceites no son muy recomendables en las pieles grasas se deben conocer algunos que sí lo son como el de geranio, té verde, lavanda o jojoba.

Cuidados y consejos faciales para cuidar la piel ¡de forma rápida y sencilla!

Te puede interesar:

piel rostro productos de belleza
Loading...