Consigue el escote más sexy del mundo

24 trucos atrapamiradas

Mantén tu pecho perfecto

Escote perfecto

Actualizado el

La piel del escote es tan atractiva como fina y expuesta y necesita unos excelentes cuidados para ofrecer su mejor versión. Sigue este manual práctico compuesto solo de 24 trucos y atrapa todas las miradas.  

1. Cuando luzcas esa blusa muy escotada o un vestido veraniego, prueba a aplicarte un par de gotas de aceite de tacto seco y con partículas doradas. Te dejará la piel nutrida y satinada, además de más luminosa.

2. Si quieres potenciar el bronceado pero apenas tienes color y te gustaría lucir un tono dorado, recurre a los polvos de sol o terracota. Usa una brocha gruesa y aplícalos haciendo círculos hasta los hombros.

3. En playa y ciudad, usa siempre fotoprotector en el escote. Los rayos UV llegan perpendiculares a la piel, por lo que su incidencia es continuada. Debes aplicarlo en el cuello, en sentido descendente, del mentón hacia la clavícula. Y en el escote, ascendiendo desde el pecho hacia los hombros.

4. Mejor FPS 50+. Usar el factor más alto de protección solar es el mejor seguro para frenar la aparición de arrugas y manchas.

5. Identifica si tienes un problema de hidratación. Se inicia a los 35 años y se intensifica en la menopausia por el descenso del sebo, que conlleva la sequedad de la piel y que hace que se muestre apagada.

6. En casa, las ampollas de vitamina C alisan, iluminan e igualan el tono de la piel. Úsalas de noche antes de tu crema habitual.

7. En manos profesionales, usa la mesoterapia. O infiltraciones de vitaminas, ácido hilaurónico y aminoácidos. Rehidrata en profundidad, estimula la síntesis de colágeno y da luminosidad. Los resultados se empiezan a observar a los 15 días. Se recomiendan 3-4 sesiones cada dos semanas.

8. Agua fría. Al finalizar la ducha, aplica chorros de agua fresquita en el escote para tonificarlo. Hazlo con movimientos ascendentes.

9. Sujetador adecuado. Usa copas que se adapten bien a tu talla y ofrezcan buena sujeción de los senos, para impedir que estos tiren de la piel del escote.

10. Dormir boca arriba. Pasar varias horas tumbada del mismo lado propicia las arrugas entre el pecho, sobre todo si es abundante. La mejor postura, boca arriba.

11. Cruzarte de brazos. Coge cada codo con la mano opuesta cruzando los brazos y haz presiones hacia el exterior. Notarás cómo se mueve y ejercita el pecho.

12. No apliques perfume en el escote. El alcohol reseca la epidermis y las esencias pueden causar manchas en contacto con el sol.

13. No uses siempre push-up. Llevar el sujetador push-up a diario puede acelerar la aparición de arrugas verticales del escote. Déjalo para ocasiones especiales.

14. Ojo con las posturas forzadas.  Leer en la cama, mantener inclinada mucho rato la cabeza para consultar el móvil y dormir boca abajo favorecen las arrugas en esta zona.

15. Cambio rápido de peso. Las dietas drásticas que hacen perder mucho peso en muy poco tiempo favorecen.

16. La crema ideal. Debe llevar Retinol y silicio orgánico.  Ambos ingredientes aportan una gran capacidad reafirmante.

17. Colágeno. En la etiqueta de las cremas los puedes encontrar como Matrixyl® o Dermaxyl®. Su función es estimular la formación de colágeno y elastina para dar grosor y firmeza a la piel.

18. Ácido hialurónico. Es uno de los activos más presentes en la cosmética anti-edad porque hidrataprofundamente y actúa rellenando las arrugas. La piel se ve más jugosa.

19. Aceites vegetales. Los procedentes del argán, jojoba, karité, rosa mosqueta o almendra dulce nutren y suavizan la epidermis.

20. Despigmentantes. Busca principios como la arbutina, que ayuda a aclarar las manchas marrones.

21. Más sedoso y terso. Para conseguir un escote así tienes que hidratarlo a diario. Después de desmaquillar la zona mañana y noche –igual que haces con la cara–, aplica la misma crema hidratante que usas para el rostro desde la barbilla hasta el nacimiento del pecho y sin olvidar los hombros. La hidratación es necesaria a todas las edades y durante todo el año, ya que mantiene la piel jugosa, tersa y joven.

22. Bien nutrido y luminoso. No solo las pieles secas y maduras necesitan un aporte de nutrición. También las pieles mixtas, e incluso las pieles más jóvenes, requieren cremas que aporten vitaminas, ácidos grasos, ceramidas, etc., especialmente si el clima reseca la piel. El mejor momento para usarla es antes de acostarte para que, durante el descanso nocturno, la piel disponga de las sustancias esenciales para realizar la renovación celular.

23. Sin rastro de células muertas. Una vez a la semana en verano, y cada dos semanas en invierno, retíralas con una exfoliante. La exfoliación además mejora la circulación, la absorción de los activos de las cremas y da luminosidad al bronceado. Usa mejor la exfoliante de cara en esta zona, es más suave que las que se emplean para el cuerpo.

24. Adiós a la flacidez. Tonifica también esta zona con ejercicios específicos para fortalecer los pectorales, como las flexiones de brazos o ‘planchas’, que puedes hacer contra la pared en lugar de en el suelo; y subidas laterales con mancuernas. También puedes usar botellas de agua de litro y medio.

 

 

Te puede interesar:

escote pecho trucos de belleza consejos
Loading...